Té con Miel

Lifestyle, comida sana y actitud positiva.


Deja un comentario

Té Verde

Una de las cosas que me ha llevado a querer cambiar mi estilo de alimentación, fue un cambio que realicé hace ya unos meses (unos seis). Confluyeron mas o menos a la vez varias cosas; que mi estómago no andaba muy bien, que leí en un artículo que la leche no es tan buena como pensamos (aunque luego he seguido investigando y no es tan simple), y que me planteé que empezar el día con té podía ser mas saludable que con café. En fin, que dejé mi café con leche de toda la vida, que ni yo creía que fuera capaz, y lo cambié por té verde, y mi cuerpo me lo agradeció tanto, que desde el primer día no extraño para nada mi antiguo desayuno.

Por esto he querido hacer una pequeña compilación de las virtudes de esta bebida, descubierta por los chinos y de la cual la primera referencia escrita data del 2737 a.C. Me he centrado en las más comunes, porque si buscáis, las virtudes parecen casi infinitas, pero he querido quedarme sobretodo, con las más contrastadas.

Atrévete a tomarlo con una cucharadita de miel o de sirope de ágave, y con un poco de jengibre rallado.

Print

Anuncios