Té con Miel

Lifestyle, comida sana y actitud positiva.


Deja un comentario

Estrena año

Estas fiestas están siendo una locura, a parte de por lo obvio, porque estoy de mudanza y eso si que es de locos. Ahora bien, estoy muy ilusionada, ya que el cambio va a suponer una gran diferencia. Y dado que voy a empezar el año nuevo en una casa nueva he estado reflexionando y me he dado cuenta de que ambas cosas tienen mucho en común.

Dejar una casa es como dejar atrás un año. Recoges todas las cosas que has ido acumulando en ella durante el tiempo que la has ocupado, pero también te das cuenta que hay muchas cosas que debes dejar atrás, objetos que ya son inútiles y que no te van a servir de nada en el nuevo espacio. Hay que ser prácticos y aligerar peso.

Por otro lado, al entrar en la nueva casa deseas que todo sea perfecto. Haces limpieza, colocas todas las cosas que traes de tu antigua casa y dejas sitio para poner otras nuevas. Pones todas tus esperanzas en ese nuevo espacio, en ese nuevo año y lo llenas de buenos propósitos.

Dependerá de nosotros aprovechar todas las posibilidades que nos brinda esa mudanza.  Distinguir que es lo inútil, lo que nos va a resultar muy pesado y va ocupar un hueco demasiado valioso en nuestro nuevo hogar, para dejarlo atrás. Y sobretodo, elegir bien aquello con lo que queremos vivir a partir de ahora.

añonuevo