Té con Miel

Lifestyle, comida sana y actitud positiva.

Menos Gluten, Más Salud

Deja un comentario

 

trigoimagen

Como sabéis estoy intentando cambiar algunos hábitos en mi vida, para lo que me hice una lista de los principales puntos que quiero modificar. Pero como es imposible (o muy difícil) cambiar de un día para otro, voy a ir concentrándome punto por punto. Me fue muy bien cuando decidí eliminar radicalmente el consumo de refrescos, así que voy a actuar del mismo modo con cada uno de mis objetivos. Concentrando mi energía en una cosa cada vez. Cambiar de hábitos es muy difícil, y los alimentarios son de los peores, ya que están asentados en nosotros de maneras muy profundas. La mayoría de cosas que consumimos, las tomamos desde que eramos niños, y muchas veces las relacionamos mentalmente con estar alegre, triste, aburrido… a parte de lo que estos hábitos tienen de social, algunos cambios en la dieta parecen dejarte totalmente fuera de de la sociedad, te hacen ser “el raro”. Pero todo es ir poco a poco y educando también a nuestro entorno, si no para que sigan nuestros pasos, al menos para que los toleren y no los entorpezcan.

Pero vamos al lío. ¿En qué me voy a concentrar ahora? Pues en algo que creo que me va a resultar realmente difícil, pero por eso mismo quiero abordarlo. Reducir notablemente el consumo de gluten en general y de trigo en particular. ¡DIFICILÍSIMO! sobretodo porque soy muy panera, me encanta la pasta y la pizza…y todas las guarrerias tipo bollos, bizcochos y eso 😦

Eliminar el gluten de la dieta se está convirtiendo, por así decirlo, en una “moda” pero ¿tiene algún fundamento? Hay personas que creen que pueden adelgazar siguiendo una dieta sin gluten, pero eso no basta. Hay que tener en cuenta muchas  cosas más. Si no compensas las calorías que consumes con las que gastas, o te atiborras de dulces, o quien sabe que otras cosas, eso no te va a servir. El evitar el consumo de gluten debe tener entonces otras motivaciones.

La “moda” de las dietas sin gluten surge a raíz de la existencia, cada vez mayor, de personas intolerantes al gluten y a los celiacos (alérgicos al gluten), lo cual a hecho poner la vista en esta proteína. Hay que decir que para estas personas, no consumir gluten no es una opción, simplemente no les resulta posible. ¿Pero y las demás personas? El Doctor Gonzalo Guerra Flecha (Doctor en el Centro Médico-Quirúrgico de Enfermedades Digestivas, CMED) declaraba al diario La Razón «el seis por ciento de la población padece sensibilidad al gluten y los que sufren la intolerancia absoluta llegan al medio millón, por lo que ambas cifras son razones suficientes para invitar a la población a mirarse». El doctor Giuseppe Russolillo (presidente de la Asociación Española de Dietistas y Nutricionistas, AEDN), comentó en el mismo medio que «hay un porcentaje de la población que es celíaca y no lo sabe y, cuando dejan de tomar gluten se sienten mejor».

Este tema es realmente extenso, pero a ver si consigo centrarlo un poco. El gluten es una glicoproteína que se encuentra en la semilla de muchos cereales combinada con almidón. Representa un 80 % de las proteínas del trigo y está compuesta de gliadina y glutenina. El gluten es responsable de la elasticidad de la masa de harina, lo que permite que junto con la fermentación el pan obtenga volumen, así como la consistencia elástica y esponjosa de los panes y masas horneadas. Esta es la definición tal cual. Pero podemos profundizar más. La palabra gluten deriva de la palabra griega que significa pegamento, y sus propiedades elásticas y adhesivas son las que hacen que una rodaja de pan o un trozo de pastel no se desmenucen. Pero cuando ese pegamento entra en contacto con los intestinos interfiere con el metabolismo y absorción de nutrientes de los alimentos que componen esa comida. En resumen, el excesivo consumo de gluten puede producir inflamación, exceso de mucosidades dentro del cuerpo y acidificación del pH interno.

Illustration_Triticum_aestivum1

Como dice la definición, el gluten se encuentra principalmente en el trigo, pero está presente también en otros cereales, como el centeno, la espelta, la avena o la espelta. Sin embargo, en el trigo su presencia ha aumentado de forma espectacular debido a la hibridación. Si a esto le añadimos que el trigo se consume generalmente en forma de harina blanca refinada, desprovista totalmente de sus partes de mayor valor nutritivo (el germen y el salvado), nos encontramos con un alimento con poco valor nutricional muchas calorías y un componente principal: el gluten.

Y para rematar, un detalle más. El gluten ha sido todo un descubrimiento para la industria alimentaria, sus propiedades “pegajosas” lo hacen perfecto para dar consistencia a algunos alimentos preparados y es un sustituto barato de otros ingredientes. Nos extraña ver en algunos productos la etiqueta “sin gluten”, pero es que por increíble que parezca, está en todas partes. La problemática es muy parecida a la del azúcar. Nosotros podemos pensar que nuestro consumo de algo no es muy elevado, pero ¡ay amigo! resulta que de forma “encubierta” la estamos consumiendo por todas partes. Por lo tanto un alimento, que en principio podía ser seguro, debido a que no se toma en su forma original, está adulterado y se consume de forma desproporcionada, acaba no siendo tan bueno, y es rechazado por nuestro organismo.

Y esto así, menos resumidamente de lo que me hubiera gustado, es por lo qué quiero reducir mi consumo de gluten y concretamente de trigo. No me voy a extender más, `porque no va a haber quien se lea esto, pero os iré contando cómo me va. Y ya que este es un tema un tanto polémico, ¿por qué no me contáis en los comentarios que pensáis?

 

 

Anuncios

¡Anímate y comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s